Cupcakes de azafrán, naranja y miel

jueves, 9 de mayo de 2019

Ayer tuve que presentar una elaboración en la que tenía que utilizar azafrán. Es curioso que relacionamos el azafrán con platos salados, al menos a mi me pasa, y en platos dulces queda realmente bien. 

Recuerdo que mi abuela lo utilizaba y también a mi madre echarlo en los guisos para darle sabor y aroma... pero siempre en platos salados, nunca lo usaba en recetas dulces. Hoy vamos a preparar algo dulce como unos deliciosos cupcakes con azafrán, naranja y miel.




Los ingredientes que vamos a necesitar para 12 cupcakes son los siguientes:
Para el bizcocho:
110 g de mantequilla

110 g de leche
4 cucharaditas de miel
1/2 cucharadita de hebras de azafrán
4 huevos grandes
150 g de azúcar 
1/2 cucharadita de extracto de vainilla
2 cucharaditas de ralladura de naranja
180 g de harina
1 y 1/2 cucharaditas de levadura en polvo
1/4 de cucharadita de sal

Para la crema de mantequilla:
250 g de mantequilla
325 g de azúcar superfino
1 cucharadita de extracto de vainilla
2 o 3 cucharadas de leche
colorante al gusto

Para decorar:
fondant
colorante
azúcar

Vamos a utilizar Azafrán de La Mancha (DOP), ya que la receta la hemos elaborado para una degustación de platos con este azafrán.

El azúcar lo vamos a sustituir por panela, producto que viene en la última caja Degustabox




¿Sabéis que es la panela? Se trata de azúcar integral de caña sin refinar, por lo que es un azúcar más puro, no pasa por ningún refinado, centrifugado... o cualquier otro proceso por el que pasa el azúcar blanco o moreno. Por eso, la panela conserva todas las vitaminas y minerales de la caña de azúcar. 




Hemos perdido el sabor y aroma del azafrán que nuestras abuelas tanto usaban en sus cocinas, al utilizar otros colorantes alimenticios en la cocina actual. La panela puede equilibrar su sabor para que no nos resulte tan extraño, haciendo que nuestro paladar vaya poco a poco adaptándose al sabor de este producto español tan reconocido tanto dentro como fuera de nuestro país.




Preparación:
Lo primero que vamos a hacer es el bizcocho, para ello, ponemos la mantequilla, la leche, la miel y las hebras de azafrán en un cazo a fuego lento hasta que la mantequilla se haya derretido, apartamos del fuego y dejamos enfriar. 

En el vaso de un robot, ponemos los huevos, la panela, la vainilla y la ralladura de la naranja y mezclamos todo bien. Tamizamos la harina junto con la levadura y la sal sobre la mezcla anterior y batimos nuevamente para integrar los ingredientes. A continuación, agregamos la mezcla de mantequilla, miel y azafrán y batimos de nuevo hasta obtener una masa homogénea. Pasamos la masa a un bol y cubrimos con papel film. Dejamos reposar en la nevera como mínimo una hora.

Mientras, preparamos una bandeja de cupcakes con cápsulas de papel y precalentamos el horno a 180ºC con calor arriba y abajo. 

A continuación, nos ponemos con la decoración, para la que vamos a utilizar fondant y colorante. Añadimos al fondant blanco un poco de colorante rojo y otro poco de colorante azul y amasamos hasta que quede un color homogéneo. Podemos espolvorear un poco de azúcar clacé sobre la superficie de trabajo si lo vemos necesario. Vamos a ir añadiendo poco a poco un poco de cada colorante hasta obtener el color que queremos que, en este caso, son el tono de las hojas de la flor del azafrán. 




Una vez tenemos el color, le damos la forma que queramos. Hemos elegido darle forma de hoja. Cuando tengamos todas las hojas, reservamos en un plato o bandeja y lo tapamos con papel film. 


Transcurrido el tiempo de reposo de la masa, la sacamos de la nevera y, con la ayuda de una cuchara de bolas de helado, vamos rellenando las cápsulas, una cucharada por cápsula. Debemos llenar las cápsulas con la masa hasta dos terceras partes de su capacidad. 

Llevamos al horno y horneamos durante unos 22 minutos. Para comprobar que la masa se ha hecho, introducimos un pincho, si sale limpio, los sacamos del horno, si no, los dejamos unos minutos más, hasta que la masa esté hecha. 

Una vez que hemos sacado los cupcakes del horno, dejamos enfriar unos 5 minutos antes de sacarlos de la bandeja de cupcakes y dejarnos sobre una rejilla hasta que se enfríen por completo.  

Mientras que la base de bizcocho de nuestros cupcakes se está enfriando, nos ponemos con la crema de mantequilla con la que vamos a decorarlos. Para ello, tamizamos el azúcar glacé en un cuenco y agregamos la mantequilla, el extracto de vainilla y la leche y batimos con cuidado y, después de un minuto, subimos la velocidad y batimos durante unos 5 minutos más, hasta que se vuelva casi blanca y de textura muy cremosa. Para terminar, teñimos con el colorante y lo introducimos en una manga pastelera con una boquilla de estrella abierta. 

Presentación:
Cogemos la manga pastelera, colocamos la boquilla en un extremo de uno de los bizcochos y en vertical, giramos en sentido de las agujas del reloj, desde fuera hacia dentro, mientras apretamos de forma constante dándole volumen. 

Para terminar, colocamos una flor u hoja que hemos hecho de fondant que tienen el mismo color que las flores de azafrán. Las colocamos en una bandeja de cupcakes y la llevamos a la mesa.




¿Qué os parecen estos pequeños bocados de azafrán, naranja y miel? 

Bon appétit!

También te podría interesar

1 comentarios

  1. Estupendo plato el que has presentado . Yo el azafrán como tu dices lo utilizo mucho para los guisos , las carnes , siempre en salado , pero nunca en dulces. Creo que te ha quedado muy bien .

    ResponderEliminar

Lo más reciente

Mi lista de blogs

Síguenos en Facebook

Timeline Twitter

Subscribe

Subscríbete