Alicia en el Pais de las Maravillas

jueves, 7 de mayo de 2015



Alicia empezaba a hartarse de estar sentada al lado de su hermana en la orilla del río y sin nada que hacer: una o dos veces había echado una ojeada al libro que su hermana estaba leyendo, pero no tenía estampas ni diálogos. <<Y ¿para qué sirve un libro sin estampas ni diálogos?>>, pensó Alicia.
Por eso, estaba dándole vueltas en la cabeza (dentro de lo posible, porque el calor del día adormecía y llenaba de torpor sus sensaciones) a si valdría la pena levantarse y recoger margaritas para trenzar con ellas una cadeneta, cuando de pronto un Conejo Blanco de ojos rosas pasó corriendo a su lado.
En aquello no había nada excesivamente particular; ni tampoco le pareció a Alicia excesivamente fuera de lo normal oír al Conejo decirse a sí mismo: <<¡Ay, Dios mío! ¡Dios mío! ¡Voy a llegar tarde!>>

Así empieza Alicia en el País de las Maravillas que Lewis Carroll escribió, y que fue publicado en 1895.

Como algun@s sabéis me gusta mucho esta novela. Los personajes son, aunque no lo parezca a primera vista, reflejo de nosotros mismos. ¿Quién eres? ¿Alicia, el Conejo Blanco, el Sombrerero Loco, la Reina de corazones, la Oruga, el Gato,...? Y es que todos, todos tenemos nuestras peculiaridades, y quien diga o piense lo contrario se equivoca.




¿Habéis visto Alice in Wonderland? Esta película del 2010 dirigida por Tim Burton está inspirada en los libros de Lewis Carroll: Alicia el País de las Maravillas y Al otro lado del espejo. El reparto inmejorable, y si nos centramos en el trío formado por Tim Burton, Johnny Depp y Helena Bonham Carter, como siempre, fantástico. No me imagino a otro Sombrerero Loco ni a otra Reina de Corazones.

También podéis leer la novela gráfica, adaptación de la película de Tim Burton. 

Para poder introducirnos más en el País de las Maravillas como  hizo Alicia, lo mejor es beber el líquido de la botella con la etiqueta de papel donde podemos leer <<BEBEME>>.


 
The Choice Cocktail es una creación José Ropero y lo puedes degustar en el Glace Cocktail Club.

Espero que os guste esta entrada, y os dejo, que voy a llegar tarde. <<¡Ay, Dios mío! ¡Dios mío! ¡Voy a llegar tarde!>>

También te podría interesar

2 comentarios

  1. Respuestas
    1. Muchas gracias Luigi, me alegro de que te haya gustado.
      Espero seguirte viendo por aquí.

      Eliminar

Lo más reciente

Mi lista de blogs

Síguenos en Facebook

Timeline Twitter

Últimos comentarios

Subscribe

Subscríbete