El pisto que hacemos en casa

jueves, 20 de octubre de 2016

La visita de mis padres dio mucho de sí desde un punto de vista culinario, y eso que tuve que controlarlos, si hubiera sido por mi madre me hubiera hecho comida para un año. 

Así que hoy toca otra de esas recetas que en mi casa siempre se ha hecho, aunque se trate de un plato a base de verduras, nos encantaba siendo niños, y es que como mi madre hace el pisto, no hay nadie que se resista a probarlo y a repetir. 




Mis padres estuvieron por la mañana comprando en el huerto que hay cerca de casa, de manera que la materia prima no podía ser mejor.




¿Hacemos la receta? Para ello necesitamos los siguientes ingredientes:
1,5 kg de tomates
500 g de cebolla
750 g de calabacín
750 g de berenjena 
750 g pimientos 
1 cabeza de ajos
300 ml de aceite
2 cucharadas de azúcar (opcional) 
sal

Mi madre siempre lo hace con pimientos verdes italianos, aunque en esta ocasión no van a ser los que utilicemos.

Los tomates cuanto más maduros mejor. 

Y en cuanto al azúcar, es opcional pero queda mucho mejor. Podéis hacer la prueba, veréis el cambio de sabor que le aporta. 

Preparación:
Lavamos y secamos bien las verduras. Seguidamente vamos a ir preparando los ingredientes uno a uno. 

Pelamos el tomate y lo cortamos en trozos pequeños como si fuera para hacer un sofrito. 

A continuación picamos el pimiento en trozos del mismo tamaño que hemos picado el tomate y reservamos. 

Pelamos y picamos la cebolla y el resto de las verduras. Todo se pica en trozos del mismo tamaño para que, a la hora de comer, en nuestro tenedor haya de todo un poco y disfrutemos de todo su sabor.




En un perol o sartén grande echamos el aceite y lo ponemos a fuego medio. Cuando el aceite esté caliente agregamos el pimiento. 




A partir de este momento, cada 7 minutos vamos a ir añadiendo las verduras, una a una. Así, transcurridos 7 minutos de haber echado los pimientos en la sartén, agregamos la cebolla y un poco de sal.




Cuando hayan pasado otros siete minutos echamos la berenjena y la dejamos freír durante 7 minutos.




A continuación le echamos el calabacín lo cocinamos otros 7 minutos.




Seguidamente se le añade el ajo junto con un poco más de sal.




Y por último, después de unos quince minutos añadimos, el tomate.






Dejamos hacer a fuego lento durante un par de horas. 

Finalmente, unos diez minutos antes de apartarlo se le añade el azúcar.

Presentación:
Lo presentamos en cazuelitas con un huevo frito encima.




O podemos presentarlo en un plato grande llano acompañándolo de un huevo frito. 




En cuanto a maridaje, bien con una cerveza sin gluten o una copa de vino tinto como por ejemplo, Irrepetible de Bodegas Altolandón de D.O. Manchuela. 




¿Qué os ha parecido? ¿Es así como lo hacéis? ¿Con qué lo acompañáis? 

Bon appétit!!!

También te podría interesar

14 comentarios

  1. Que ricooo!! Es uno de mis platos favoritos desde pequeño! Es más dije pisto antes que papá.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jijijiji!! Qué bueno!! Estoy imaginando la cara de tu padre cuando le dijeras pisto y no papá ;D

      Eliminar
  2. Que ricooo!! Es uno de mis platos favoritos desde pequeño! Es más dije pisto antes que papá.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues cuando quieras lo hacemos juntos y así vemos las diferencias, y ahora no estoy hablando de la rivalidad entre nuestros pueblos ;D Un beso guapísimo!!

      Eliminar
  3. Buahh este pisto está delicioso, La receta, las cocineras y los productos de huerto han hecho que esté espectacular!!. Una suerte haberlo probado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya... que lo que quedó no quisiste compartirlo, que no se me ha olvidado ;D Un beso guapo!!

      Eliminar
  4. Que pinta, me está entrando un hambre, que rico y el acompañamiento ideal, besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jijijiji!! Una comida muy simple pero buenísima. Y es que... a quién no le gusta un huevo frito? ;D Un beso guapa!!

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. Sí, pero nueva, lo que se dice nueva, no, que es de las que mi madre siempre ha hecho y aún nos sigue haciendo, y mis hermanos y yo encantados de que nos la haga!! Qué tengas un buen día!!

      Eliminar
  6. !! Que buena receta de pisto !!, las fotografías y el colorido muy bonitas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias!! Esta receta de mi madre es una de las que más nos gusta a mis hermanos y a mí desde que éramos niños. Un plato hecho a fuego lento y con mucho amor. Qué tengas un buen día!!

      Eliminar
  7. Hola Lola!!! En mi casa nunca se ha hecho pisto, pero desde que conocí a mi suegra, no paro de comerlo… Ella es una fabulosa cocinera tradicional y tiene una mano, para las comidas caseras de toda la vida, impresionante. Me ha encantado tu receta, el paso a paso, que nos haces con las fotografías, la explicación de cómo hacerlo y vuestra presentación en esa cazuelita, con el huevo frito encima, es de lo más… Mi suegra si le pone azúcar, porque así, dice que le quitas la acidez del tomate. Un día de estos haré tu receta a ver qué le parece!!! Gracias… Me ENCANTA tu blog!!! Enhorabuena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias guapísima!! Qué me has sacado los colores!! :D
      Creo que hoy, con la vida tan acelerada como la que llevamos, no tenemos el tiempo para poder preparar las comidas que nuestras abuelas, madres y suegras hacían y hacen, recetas a fuego lento, con mucha dedicación y amor. Para ello se necesita tiempo y el día no da para ello, verdad?
      Ya me contarás cuando lo hagas y las diferencias con el que hace tu suegra, así veremos otra forma de hacerlo ;D
      Un beso guapísima!!

      Eliminar

Lo más reciente

Mi lista de blogs

Síguenos en Facebook

Timeline Twitter

Últimos comentarios

Subscribe

Subscríbete